Beneficios de montar en bicicleta y qué hacer en caso de accidente

Montar en bicicleta es uno de los placeres de la vida. Disfrutar de la brisa fresca al hacer un recorrido viendo todo a nuestro alrededor, es una experiencia maravillosa para cualquier persona.

Lo mejor de todo es que esta actividad no solo es beneficioso para la salud corporal, sino además, para nuestro estado emocional y mental, ya que nos da la posibilidad de estar al aire libre y salir del estrés.

Montar en BICICLETA

No obstante, cuenta con muchos más beneficios. Entre los más importantes, tenemos:

  • Acelera el metabolismo, por lo que ayuda a quemar calorías. Por supuesto, esto dependerá de la velocidad y distancia del recorrido. En promedio, para una persona que pese 80 kilos, por ejemplo, puede quemar aproximadamente 350 calorías con unos 20 a 25 minutos de recorrido a una velocidad de 20kph.
  • Mejora la salud cardiovascular. Ayuda a que la circulación de la sangre fluya adecuadamente. Regula los niveles de colesterol y, además, disminuye la resistencia a la insulina, y por ello el riesgo de padecer Diabetes y otras enfermedades metabólicas. Además, ayuda a fortalecer los músculos y a mejorar la postura.
  • Mejora la capacidad pulmonar, debido a que al realizar inhalaciones respiratorias profundas, ayuda a expandir la caja torácica y a su vez contribuye a una mayor oxigenación de todos los órganos.
  • Favorece el bienestar emocional mental. Al andar en bicicleta, se segregan endorfinas, lo que proporciona tranquilidad mental, disminuyendo el riesgo de estrés.

Cuando montamos en bicicleta, normalmente tenemos en cuenta muchos factores: la temperatura actual, el recorrido más apropiado o el equipamiento necesario. Pero pocas veces estamos preparados para actuar si nos vemos involucrados en un accidente.

Los accidentes de bicicleta que más suelen ocurrir son pequeños. Simples caídas que solo ocasionan raspones o algún moretón, pero lamentablemente podemos estar expuestos a un accidente que pueda atentar contra nuestra integridad física, y es importante estar preparados sabiendo cómo actuar ante esta situación.

Lo que recomendamos para no caer en la desesperación y saber qué hacer ante esta contingencia, es contar con un abogado experto en accidentes en bicicleta que pueda determinar la magnitud del accidente y brindar todo el asesoramiento e información posible en caso de ser víctima de ello.

El abogado conoce de primera mano todos los derechos que tiene la persona en dicho caso. Por ejemplo, si ha sido debido a un conductor o un peatón imprudente, o si ha sido por causas del gobierno (como una carretera en mal estado). Lo mejor es optar por un profesional inmediatamente después del accidente, porque luego puede ser tarde para establecer los pasos legales a seguir.

Sin duda, estar bien asesorados en un momento de dificultad puede aliviarnos en muchos sentidos.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.